Foro Blog

Infecciones en el testículo o aparato reproductor que pueden ocasionar infertilidad masculina: Epididimitis, Orquitis e ITS

Infecciones en el testículo o aparato reproductor que pueden ocasionar infertilidad masculina: Epididimitis, Orquitis e ITS

La infección del tracto urogenital masculino es una causa potencialmente curable de infertilidad masculina. La OMS considera que la uretritis, la prostatitis, la orquitis y la epididimitis son infecciones de las glándulas accesorias masculinas

¿Cómo puedo saber si padezco una infección en el testículo o aparato reproductor?

Para saber si padezco una infección en el testículo o aparato reproductor, se puede sospechar por la presencia de:

  • Dolor testicular
  • Molestias constantes o intermitentes
  • Sensación de peso
  • Dolor o escozor uretral
  • Dolor en periné
  • A veces fiebre y/o inflamación escrotal muy característica

¿Qué tipos de infección podemos encontrar en el testículo?

Para afectarse el testículo por una infección, en la mayor parte de los casos la infección provendrá de la vejiga o próstata con una infección previa propagada por la vía seminal para llegar al testículo. Así las uretritis, infecciones urinarias y prostatitis son en muchos casos el origen de las orquitis bacterianas. La orquitis vírica tiene otros mecanismos, como el virus de la parotiditis (paperas), causante de infertilidad.

¿Cómo se puede detectar este tipo de infecciones en el testículo?

Estas infecciones se pueden detectar mediante una exploración física, objetivando aumento de tamaño del testículo y sus anejos. Se completa el estudio con:

  • Análisis de orina
  • Cultivo de semen
  • Ecografía testicular y del resto del tracto urinario incluyendo vejiga y próstata, para delimitar la afectación o su evolución.
  • El estudio del seminograma y líquido seminal también ayuda a su diagnóstico.

Las Guías de práctica clínica Urológica de la Asociación Europea de 2022 (Guidelines EAU2022) reflejan avances en la relación entre infecciones genitourinarias e infertilidad que pasamos a detallar:

  • Después de la exclusión de infección urinaria UTI (incluida la uretritis), la presencia de glóbulos blancos elevada en el eyaculado, indica un proceso inflamatorio. En estos casos es útil realizar un cultivo de semen o un análisis de PCR para identificar y clasificar los gérmenes que afectan la vía urinaria o espermática.
  • Una concentración elevada de >103 UFC/Ml patógenos del tracto urinario en el eyaculado es indicativo de bacteriospermia significativa o infección, siendo este el método más preciso. La muestra debe ser entregada el mismo día al laboratorio porque demorar la entrega condiciona influir en la tasa de microorganismos positivos en el semen y la frecuencia de aislamiento de diferentes cepas.

¿Cómo pueden afectar este tipo de infecciones en el testículo a la fertilidad?

Recientemente se ha descubierto que las infecciones uretrales o prostáticas por Ureaplasma Urealyticum y Mycoplasma hominis se relacionan con la aparición de infertilidad, mientras que las bacterias Ureaplasma parvum y Mycoplasma genitalium no estaban asociados con infertilidad masculina.

La frecuencia de aparición del virus del papiloma humano (VPH) en el semen oscila entre el 2 y el 31 % en la población general y es mayor en hombres con infertilidad inexplicable (10-35,7%). Revisiones recientes han informado de una asociación entre la infertilidad masculina y la presencia de este virus, así como peores resultados del embarazo y la positividad del VPH en el semen. Sin embargo, aún es necesario validar los datos para definir claramente el impacto clínico de Infección por VPH en el semen.

Por otra parte, la presencia seminal del virus Herpes Simplex (HSV)-2 en hombres infértiles puede estar asociado con una calidad de esperma más baja en comparación con la de los hombres infértiles HSV-negativos, no estando claro si la terapia antiviral mejora las tasas de fertilidad en estos hombres.

¿Cuál es el tratamiento para estas infecciones en el aparato reproductor masculino?

El tratamiento de las infecciones de las glándulas accesorias masculinas puede mejorar los síntomas clínicos, también la calidad del esperma, aunque no necesariamente mejorar la probabilidad de aumentar la concepción, y esto es un hecho.

Resulta conveniente remitir a las parejas sexuales de pacientes con infecciones de las glándulas sexuales accesorias conocidas o sospecha de ser causada por infecciones de transmisión sexual si se sabe o se sospecha que es causada por N. gonorrhoeae o C. trachomatis para su evaluación y tratamiento.

El tratamiento de la epididimitis da como resultado, curación microbiológica de la infección, mejora de los signos y síntomas clínicos, prevención de posibles daños testiculares, prevención de la transmisión y disminución de posibles complicaciones como infertilidad o dolor pélvico crónico.

Dr. Luis Prieto, urólogo en Instituto Bernabeu.

Hablemos

Le asesoramos sin compromiso

SITUACIÓN ACTUAL

COVID-19