Endometriosis, ¿por qué nuestro sistema inmune lo permite?

Los MicroARNs (miARN o miRNAs) son pequeñas moléculas de ARN que regulan la expresión de los genes y desempeñan un papel importante en algunas enfermedades. Se conocen más de 2500 miARNs en el genoma humano y los miARN regulan la expresión de más de un tercio de los genes en el genoma humano, interviniendo así en numerosos procesos biológicos.

La relevancia de los microARNs como importantes reguladores de diversos procesos fisiológicos y patológicos está aumentando a medida que avanza su investigación, dado que su descubrimiento es relativamente reciente. Su desregulación ha sido demostrada en patologías endometriales como el cáncer de endometrio, la endometriosis y la endometritis crónica.

La Endometriosis es la enfermedad ginecológica más frecuente, se caracteriza por la presencia de tejido endometrial fuera de la cavidad uterina y se estima que afecta del 10 al 15% de las mujeres en edad reproductiva. Los síntomas más comunes son dolor pélvico no menstrual, dispareunia e infertilidad. Los métodos para el diagnóstico temprano todavía son escasos, siendo el mejor hoy en día la cirugía laparoscópica.

La Endometritis es la inflamación del endometrio, el recubrimiento interno de la cavidad que tiene el útero, que es donde sucede el proceso de implantación embrionaria. Es asintomática o tiene síntomas inespecíficos como hemorragias uterinas anormales, dolor pélvico o flujo maloliente. Para la Medicina Reproductiva es clave su diagnóstico puesto que se ha visto relacionado con abortos de repetición y fracaso repetido de implantación embrionaria. El diagnóstico se realiza mediante biopsia endometrial.

Otra forma de diagnóstico no invasivo es el uso de biomarcadores. Un biomarcador o marcador biológico es aquella sustancia utilizada como indicador de un estado biológico que puede medirse objetivamente como un indicador de un proceso biológico normal, estado patogénico o de respuesta a un tratamiento farmacológico. Hasta ahora, los biomarcadores utilizados para el diagnóstico de la endometriosis y endometritis han sido CA125, y las Citoquinas, respectivamente.

Se ha propuesto la detección de miRNA como biomarcador para el diagnóstico de estas patologías, no de forma aislada, pero sí de forma complementaria. El uso potencial de los miARNs como biomarcadores no invasivos para enfermedades endometriales es un área de investigación actualemente en curso. Se cree que podrían «ser una herramienta de diagnóstico complementaria, no invasiva» y podrían ser particularmente útiles «para mujeres asintomáticas, con sospecha de enfermedad endometrial e infértiles».

El Instituto Bernabeu cuenta con una Unidad de Endometriosis, formada por un conjunto de profesionales de distintas disciplinas, que tiene como objetivo el cuidado integral y totalmente personalizado de las pacientes para mejorar su calidad de vida, reduciendo las molestias y previniendo posibles complicaciones, así como la mejora y preservación de su fertilidad.

Paqui Lozano, bióloga de Instituto Bernabeu.

Si desea puede concertar una

Valoración