Nutrición embarazadas

Durante la gestación, la futura mamá sufre numerosos cambios hormonales. Además de estos, es importante atender las necesidades nutricionales respecto a la nueva situación, de confinamiento domiciliario por COVID-19.

Es importante realizar una dieta saludable adaptada, consiguiendo que tanto la madre como el bebé reciban los nutrientes, vitaminas y minerales esenciales.

Si la futura madre no presenta síntomas ni tiene la enfermedad, debe seguir las recomendaciones generales y llevar una vida saludable durante el confinamiento.

Respecto a las recomendaciones, la mamá gestante debe realizar una alimentación basada en la dieta mediterránea. 

Alimentos de origen vegetal

Es importante el consumo de alimentos de origen vegetal como frutas y verduras, deben consumirse 5 raciones al día. Además, destacar la importancia de consumirlas de temporada, ya que estas poseen más vitaminas, minerales y antioxidantes.  Atendiendo a la situación actual, potenciar las frutas que contengan mayor contenido en vitamina C, como naranja o kiwi, entre otras. Se puede empezar el día consumiendo un bol de frutas de temporada con un lácteo y un puñado de frutos secos naturales, por ejemplo.

Legumbres y cereales

Por otro lado, aumentar el consumo de legumbres y cereales integrales. Dentro de esta recomendación no se incluyen los derivados de cereales que incorporan azúcares y grasas, como son la bollería y pastelería, dejando su consumo para situaciones excepcionales. Consumir un exceso de estos productos puede incrementar considerablemente el peso y, por tanto, aumentar la probabilidad de tener complicaciones durante la gestación.

Láctos y derivados

Asegurar el consumo de lácteos y derivados bajos en grasas

Proteínas y Grasas

Es recomendable el consumo de pescados, carnes magras, huevos, frutos secos naturales y aceite de oliva. Eliminando carne roja, fiambres y embutidos.

Manera de cocinar los alimentos

En tiempo de confinamiento es aconsejable realizar cocciones ligeras y saludables como; vapor, horno o plancha, ya que hemos visto disminuida nuestra actividad actual. Por tanto, no es aconsejable realizar comidas ricas en grasa o con salsas, ya que pueden resultar muy calóricas.

Ejercicio Físico

Respecto al ejercicio físico, es importante que planifiquemos nuestra actividad dentro de casa. Caminar si tenemos espacio, aprovecha si vives en una casa para salir a caminar, subir y bajar escaleras en caso de tener esa disponibilidad o realizar ejercicios suaves guiados específicos en esta etapa, por ejemplo, yoga. Se aconseja mantener las rutinas y realizar un mínimo de 30 minutos al día.

Alicia López, nutricionista en Instituto Bernabeu.

Si desea puede concertar una

Nutrición y ejercicio físico durante el confinamiento en gestantes
1 (20%) 6 votos