Una de las opciones de los pacientes que se someten a técnicas de fertilización in vitro (FIV) y poseen embriones supernumerarios, es decir, embriones de calidad que pueden ser criopreservados para un futuro, es la donación de los mismos para otras parejas con fines reproductivos. En la gran mayoría de los casos, estos embriones proceden de parejas que se han sometido a tratamientos de doble donación de gametos, ovocitos y espermatozoides, y que tras haber conseguido el fin de ser padres deciden donar los embriones para que otras parejas alcancen su objetivo.

¿Qué ventajas tiene adoptar dichos embriones?

En primer lugar, no precisa lista de espera, los embriones han sido criopreservados y sólo requiere una preparación endometrial adecuada para proceder a la descongelación y transferencia, todo ello el mismo día. Aunque cabe destacar que se intenta asignar aquellos que sean compatibles por grupo sanguíneo, Rh y fenotipo, pero no siempre es posible.

El tratamiento para la preparación endometrial es muy sencillo y cómodo, consta de unos parches transdérmicos de estrógenos o cápsulas que se toman por vía oral y unos comprimidos vaginales de progesterona. Con una única ecografía es suficiente para valorar el momento óptimo para programar el ciclo, por lo que el número de visitas al Centro se reduce considerablemente. Gracias a la mejora en las técnicas de criopreservación la supervivencia  embrionaria alcanza un 100%, y las tasas de gestación se encuentra en un 45%, con una implantación de un 36%.

Dado que no precisa de la selección de una mujer donante compatible, ni de procesos de estimulación ovárica controlada, y que el trabajo del laboratorio de FIV se limita a la descongelación, observación y posterior transferencia de los embriones supervivientes, el coste económico se reduce notablemente. La adopción de embriones es asumida por una gran variedad de pacientes. Parejas que por motivos morales o religiosos optan por donar sus embriones, los cuales permanecían criopreservados; parejas que ante la posibilidad de realizar una doble donación como solución a su problema reproductivo, optan por la adopción de embriones; mujeres solteras que deciden ser madres; parejas que por motivos económicos no pueden asumir el coste de otro tipo de tratamientos, así como otras situaciones personales.

Por último, la adopción de embriones presenta una ventaja más, en este caso no asociada a las parejas que adoptan, sino a las parejas que libremente los donan. El hecho de ayudar a otras parejas a conseguir una gestación tan deseada constituye un beneficio emocional, y permite dar un destino a los embriones que permanecerían criopreservados.

Dra. Dori Rodríguez, bióloga del Instituto Bernabeu.

Si desea puede concertar una

Ventajas de la donación de embriones
5 (100%) 1 voto