¿Es lo mismo el diagnóstico prenatal que preimplantacional para evitar la transmisión de una enfermedad?

Para evitar la transmisión de una determinada enfermedad genética en parejas afectas o portadoras sin renunciar a la maternidad o paternidad biológica se puede realizar el diagnóstico prenatal (DP) o preimplantacional (DGP). Las parejas afectas tienen un riesgo elevado de tener niños afectos, pero de forma totalmente natural pueden tener hijos sanos. Para averiguar si el futuro bebe es sano o afecto podemos realizar un diagnóstico prenatal, es decir, una vez conseguido el embarazo de forma natural mediante una amniocentesis o biopsia corial analizar el ADN del bebe y saber si es sano o enfermo. En caso de ser enfermo se debería interrumpir el embarazo para evitar el nacimiento de un niño afecto. Sin embargo, mediante el DGP disponemos de esta información antes de transferir el embrión al útero materno de modo que se evita la gestación de bebes afectos y por tanto sin necesidad de interrumpir el embarazo. 

¿Necesita ayuda?
Le orientamos sin compromiso