Opiniones, testimonios y experiencias

No me di por vencida

No me di por vencida

Tras  13 intentos negativos con mis propios óvulos entre 2005 y 2007, decidí después de una larga deliberación probar con la donación de óvulos. En marzo de 2008, viajé por primera vez a Alicante al  Instituto Bernabeu para una primera consulta. Ya en mayo de 2008 fue mi primera transferencia. Me quedé inmediatamente embarazada de gemelos.

Por desgracia, el embarazo no  fue bien y terminó con un aborto.

No me di por vencida y lo intenté de nuevo. En 2009, volé de nuevo a Alicante y llegó una hija maravillosa.

Luego en 2011  siguió mi hijo más dulce. En unas pocas semanas, en marzo 2013 cinco años después de mi primer viaje a Alicante estoy esperando mi tercer bebé, de nuevo una niña.

En todos los años que he estado en el Instituto Bernabeu he sido asesorada de manera muy eficiente y he recibido una cuidada atención. Todo funcionó perfectamente de acuerdo al plan y respecto al resultado, después de tantos años deseando tener hijos, tras 5 tratamientos de donación de óvulos en total y tener 3 hijos maravillosos, estoy más que feliz. Estoy muy agradecida a todos los que han participado en ello. 

M.V Alemania

¡Por primera vez en mi vida!

Somos una pareja que llevamos juntos desde 1994. Aproximadamente en 1999 (yo tenía 31 años) llegó aún más fuerte el deseo de formar una familia. Comenzamos con medición de Temperatura, llevar un calendario, desviando los viajes, cambio en la vida profesional, entonces investigaciones, exámenes médicos….


Todo sin éxito y en vano. Años más tarde, después de 3 inseminaciones, 2 en tratamientos in vitro, muchos días de esperanza, decepciones de por  medio, en 2006, entonces la deprimente conclusión; Ahora a los 38 años produzco todavía menos óvulos y disminuyen las posibilidades quedar embarazada con ellos. Este mensaje, aunque era muy triste,  también significaba reorientarse, escucharse, abrirse más al enorme deseo de tener un bebé  ¿Y ahora qué?

Y entonces contactamos con el Instituto Bernabeu en Alicante. ¡Lo mejor que nos ha podido pasar!

La recepción en la clínica fue muy profesional y sin embargo muy cálida, y nos dio inmediatamente una buena sensación. Después de una larga primera conversación con el médico, nos decidimos por un tratamiento de donación de óvulos. Nos aconsejaron de manera excelente, nos aclararon nuestras preguntas e inquietudes y un factor muy importante; nos quitaron el miedo, quizá algo poco natural. Porque créanme, esta decisión, para mí como mujer,  ¡fué de todo menos fácil!

De regreso en Suiza, mi ginecólogo me aseguró su apoyo, me examinó y condujo de nuevo a los resultados del Instituto Bernabeu. Por otro lado, desde España se seleccionó a una donante y se adaptó lentamente su ciclo con el mío. La comunicación con la clínica se llevó a cabo en estas semanas casi exclusivamente a través de e-mail y siempre estuvieron involucrados en la planificación y bien informados. Después de la preparación hormonal conmigo y con la donante, volamos de nuevo a Alicante en diciembre de 2006. Después de la fecundación de los óvulos donados y el esperma de mi pareja me transfirieron 5 días después mis 2 hermosos embriones. Después de unos días tranquilos en España y cerca de 2 semanas más tarde en Suiza, entonces el increíble resultado: embarazada, y ¡por primera vez en mi vida!

Durante todo el embarazo, que en realidad fue sin problemas y sin embargo empezó lleno de temores, nos mantuvimos siempre en contacto con la clínica, en particular con Silvia Canevelli. Ella fue nuestra asesora y asistente de los médicos.  Siempre me escuchaba, me tranquilizaba, me daba consejos o asesoraba de manera muy eficiente, un ángel.

A finales de agosto de 2007, sosteníamos en los brazos locos de alegría  y agradecidos a nuestra sana y preciosa hija.

Nuestra segunda historia la hago más corta, ya que comienza en agosto de 2009 en el Instituto Bernabeu y termina con el nacimiento de nuestro hijo en abril de 2010!

S y G, desde Suiza

¡El regalo de mi vida!

Gracias al magnífico trabajo de Instituto Bernabeu en Alicante, tengo ahora una maravillosa y hermosa hija ¡Es el regalo de mi vida! Hace no mucho tiempo, celebramos su primer cumpleaños, ya que nació el 29 de junio de 2012. La calidad, la delicadeza y el trato que recibí en la clínica fueron espectaculares.

Todo el personal: expertos médicos, personal de administración y todas las personas involucradas en el proceso, fueron simplemente espléndidos. Junto con mi tratamiento FIV, recibí toda la información necesaria y el apoyo médico que necesitaba, y el equipo internacional fue brillante contestando todas las preguntas e inquietudes que tenía. Ha sido tal la alegría, que una amiga mía está recibiendo ahora un tratamiento FIV en Instituto Bernabeu en Alicante, tras ver mi felicidad y escuchar mis recomendaciones.

Recomiendo encarecidamente esta clínica a cualquier persona que esté interesada. Puedo aseguraros que estaréis en las mejores manos ¡y os atenderá un equipo de primera calidad!

Tenemos finalmente en brazos a nuestra hijita

Tenemos finalmente en brazos a nuestra hijita

Estimado Señor Llácer,Estimada Señora Canevelli,

Estamos muy felices. Tras un largo de tiempo de espera, tenemos finalmente en brazos a nuestra hijita CY. Queremos otra vez agradecerles por la formidable atención que nos brindaron.

Nos quedamos muy impresionados acerca de la profesionalidad como también de la amabilidad y la solidaridad con las cuales nos acompañaron en el deseo de formar una nueva familia. También la forma con la cual nos trataron ustedes junto a su equipo de enfermeras no hubiera podido ser mejor. Y el hecho de que haya funcionado tras el primer intento, posiblemente se deba entre otras cosas a que después del transfer, como quizá recuerden, hayamos podido gozar de la hermosa ciudad de Granada y de Sierra Nevada.

CY es un bellísimo pequeño ser de mucho temperamento y desde ya presta mucha atención cuando se le cantan canciones en español y, por supuesto que algunos familiares, que no saben de nada, ya registraron grandes parecidos entre la madre y la hija 🙂 

Locos de alegría de una vida a tres.

Estimada Ruth

Quiero darle las gracias por su amable atención al teléfono el pasado lunes 25 de enero, sobre la consulta genética previa a la implantación (DGP sin resultados por problemas de amplificación del ADN en otro centro).

Creo que es una actitud admirable y de agradecer en tanto que podría haberse limitado a dirigirme a una consulta o no considerar las preguntas realizadas, puesto que se trataba de un caso/persona externa al centro.

Fue en una situación de incertidumbre, donde pude percibir comprensión, amabilidad y empatía al otro lado del teléfono. En mi experiencia/opinión, hoy día, no es algo frecuente, y me alegra saber que ocurre y que hay profesionales con mayúsculas detrás de esos comportamientos.

De modo que MUCHAS GRACIAS, aunque sea de forma “anónima” por el trato recibido.

Estaremos agradecidos de por vida

¡Buenas tardes! 

Fui paciente del Dr. Joaquín Llácer este verano, y mi marido y yo queríamos agradecerles de todo corazón el haber hecho realidad nuestro sueño: tener un hijo!!!

El trato recibido por la clínica fue inmejorable.

Le estaremos agradecidos de por vida.

Hablemos

Le asesoramos sin compromiso

SITUACIÓN ACTUAL

COVID-19